SUSCRÍBASE

Los manuales de convivencia y la desinformación

Maria Fernanda Moreno
Share with your friends










Enviar

Con la revisión de los manuales de convivencia no se busca crear un estado gay, como han señalado en las redes sociales. Tampoco es una atentado en contra de la familia, ni en contra de los heterosexuales.

Lo que buscó la Corte Constitucional con la sentencia emitida el año pasado, en la que ordenó la revisión de todos los manuales de convivencia, fue promover el respeto por los derechos de las personas LGBT. Que los profesores no puedan maltratar a sus alumnos por su orientación sexual, y que los bullies sean castigados en el colegio.

La Corte tuvo que hacerlo para que no se repitieran casos como el de Sergio Urrego, quien se suicidó hace dos años por el maltrato ejercido por sus profesores y compañeros de colegio a razón de su orientación sexual e ideas religiosas.

La Corte emitió su sentencia, también, para seguir avanzando en el estado laico, social de derecho y que respeta la diversidad, todas características consagradas en la Constitución.

Lo que no quiere decir la sentencia de la Corte es que ahora los niños vayan a ser presionados para decidir sobre su sexualidad, ni que vayan a recibir estímulos para ser lo que no son. Es que no es así de fácil. Tampoco quiere decir que ahora los niños deban usar falda, ni que vayan a recibir clases de educación homosexual, y todos los disparates compartidos sin saciedad en las redes sociales.

Antes de multiplicar mentiras, los colombianos deben informarse para no convertirse en peones de un juego de ajedrez organizado por bandos que ya están pensando en las elecciones que vienen.

Este es el video realizado con el apoyo de Colombia Diversa y por el que se le acusó de haber recibido dinero, en esta campaña de desinformación en la que la diversidad y el respeto por el otro han sido los más afectados. El video explica, casi con plastilina, por qué los colegios son los escenarios naturales para que los niños aprendan a celebrar la diferencia en lugar de lamentarla. Y que al final de cuentas demuestra por qué la modificación de los manuales debe ser bienvenida como un paso más hacia el país en paz que todos queremos construir, sin importar nuestra ideología.

Diverdiferencias from We Arts on Vimeo.

Share with your friends










Enviar


    Artículos Relacionados

    Perdonemos y montémonos juntos al avión
    Navidad en tiempos del impuesto rosa
    Lo que necesita saber sobre la versión beta del Acuerdo de Paz
    La educación sexual y la tolerancia van de la mano

    4 Respuestas

    1. Pingback : El mundo según los homófobos: la educación sexual, la religión y la “ideología de género” – Lo Que Importa

    2. Diana

      Que lindo!! Precisamente este debate me deja claro como los medios nos manipulan y cómo somos de obtusos de no leer para entender. Arriba la educación en la diversidad

    3. German Niño

      No he visto el primer artículo que muestre los hechos sobre este tema:
      1. En el año 2014 el MEN hizo un convenio con el CISP para sacar 64.000 cartillas cumpliendo la ley que obligaba a respetar la diversidad sexual, de raza, de género, etc, a un costo de $1550 millones. El CISP, órgano de Naciones Unidas, hizo un trabajo serio junto a la Universidad de Los Andes, la cartilla está muy bien concebida, cubre adecuadamente el concepto de minorías, de respeto por las preferencias sexuales, denuncia el matoneo, etc. Era ministra María Fernanda Campo.
      2. En el 2015, apenas salido del horno este trabajo, la Ministra Parody decidió contratar nuevamente las cartillas, con otras entidades asociadas a Naciones Unidas y con un enfoque mucho más marcado en el tema de la llamada “identidad de género”. Este trabajo fue desarrollado por la doctora Liza García Reyes, de la UNFPA. La doctora García es una reconocida experta en el tema de diversidad sexual.
      3. En marzo de este año se contrataron nuevamente a varias entidades de Naciones Unidades y a Colombia Diversa (sin recibir remuneración), para hacer un completo plan de divulgación de las nuevas cartillas, principiando con varios rectores. Varios de estos rectores fueron los que comenzaron a denunciar el contenido, pues desde el principio de la cartilla AMBIENTES ESCOLARES LIBRES DE DISCRIMINACIÓN se hacen repetidas afirmaciones como “a las personas con cuerpo de hembra se les ha exigido ser mujeres”, que seguramente afectaron a varios de ellos.
      4. Creo que nadie en la Colombia de 2016 quisiera ver una sola persona discriminada por razón de su preferencia sexual, raza o cualquier otro concepto. Lo que ha pasado es que tampoco resulta aceptable que se quieran imponer criterios por parte de las minorías a las mayorías. Una cosa es exigir no discriminación (totalmente aceptable), otra es imponer un criterio aparentemente científico que no goza de aceptación general.
      5. Que se hayan metido la Procuradoría, los uribistas, la Iglesia Católica y otros entes a opinar sobre el tema a dado pie a que cualquiera que no esté de acuerdo con Gina Parody sea tildado de troglodita, cavernario, ultra derechista, etc.
      Mi conclusión: La Ministra Parody desechó 64.000 cartillas que llevaban menos de 6 meses de producidas, para impulsar un nuevo trabajo, mucho más marcado a la teoría de la identidad de género. Estoy seguro que actuó de buena fe y que sus preferencias sexuales no tuvieron nada que ver, pero que se sesgó hacia un solo lado y no consultó otras opiniones, ni tuvo en cuenta el trabajo que ya había pagado el MEN:
      Cuando vio que se iba a dar un escándalo mintió a la opinión pública, tratando de tapar la existencia de las nuevas cartillas, que tienen un registro de propiedad intelectual definitivo. Las entidades de Naciones Unidas tampoco han ayudado mucho, pues también han mentido en varios aspectos.
      Creo que las cartillas que preparó Maria Fernanda Campo hace menos de 2 años sirven para los efectos buscados por la Corte Constitucional, los legisladores y la opinión pública. Espero que opinar esto no me convierta en un ultraderechista retardatario.

    Comentar